Curar la ceguera a golpe de tóner

Últimas investigaciones en el Reino Unido dan como resultado una posible solución a la ceguera en un futuro no demasiado lejano. Hasta aquí no habría nada en particular, salvo el hecho de que dicha solución pasa por el uso de la impresora.

Con la misma facilidad con la que cualquiera de nosotros utilizamos la impresora para imprimir un documento, un trabajo o una fotografía, se pretende poder imprimir tejidos viables para nuestro organismo. En este estudio realizado en Cambridge, Inglaterra, se han “imprimido” células del sistema nervioso de la retina. Para concretar todavía más, se ha trabajado en retina de ratas de laboratorio.

La retina es un tejido que se encuentra en el interior del ojo. Está rodeado de líquido y se conforma por millones de células nerviosas -neuronas- y otras células que las acompañan -células gliales-. Las neuronas son las células nerviosas por excelencia, y en concreto las de la retina tienen la misión de captar la luz que entra por los ojos y enviar esa información al cerebro, que es el encargado de transformarlo todo en imágenes.

Cómo funciona la retina:

http://www.youtube.com/watch?v=Sqr6LKIR2b8

Lo interesante en esta investigación es el tipo de células en las que se está trabajando: células nerviosas de la retina y gliales. Precisamente, la pérdida de células de la retina es una de las principales causas de ceguera en el mundo. La disminución de este tipo de células también está relacionada con la edad y es causa de la consiguiente pérdida de visión en edades avanzadas.  En cuanto a las células gliales, su “fabricación” en laboratorio resulta fundamental, puesto que son las que acompañan a las neuronas, las protegen y les ayudan en la nutrición y otras funciones vitales.

En la siguiente imagen (real) podemos ver células de la retina acompañadas por las células gliales, que les sirven de soporte:

retinal cell printer

Keith Martin, investigador de la Universidad de Cambridge, y uno de los principales responsables en esta investigación, comenta otra de las principales características  de las células recién imprimidas, su extraordinaria resistencia:

“Podemos disparar estas células (recién salidas de la impresora) a unos 50 km por hora y lo resistirán sin problemas, lo que supuso toda una sorpresa en el laboratorio, ya que no esperábamos que sobrevivieran tras dispararlas con un cañón”

Aunque pueda parecer algo excéntrico, este tipo de pruebas son necesarias para demostrar la resistencia real de los tejidos. El hecho de que sean creados artificialmente no significa que vayan a ser de peor calidad. Este tipo de controles son normales cuando se trata de prótesis o tejidos artificiales que se pueden transplantar posteriormente a los pacientes.

Esto no deja de ser un pequeño paso más encaminado hacia un prometedor futuro en el mundo de los transplantes de células o tejidos para pacientes. Se considera como una opción paralela a la clonación, que tantos problemas éticos e instrumentales está demostrando en los últimos años. Con el avance de la tecnología se espera poder “imprimir” partes del cuerpo humano, como ya se ha visto en otras ocasiones. Con esta nueva técnica se intenta profundizar aun más, ya que estamos hablando de células microscópicas. Se trata de imprimir unidades mucho más pequeñas que la punta de un alfiler, lo que va mucho más allá de la “simple” impresión de tejidos completos

¿Llegará el día en que la ceguera se podrá curar gracias a una impresora? ¿Hasta qué punto podrá comercializarse esta tecnología? ¿Será algo al alcance de todos? Habrá que confiar en el avance de la tecnología y en la imaginación y perspicacia de los investigadores. Todo se verá; o mejor dicho, todo se imprimirá…

http://www.youtube.com/watch?v=zcrwqfC5eA8

 

Share Button

Publicar un comentario

Puede usar las siguientes etiquetas de HTML:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>