Diapositiva1

¿Qué ocurre en el cerebro de la embarazada?

Un estudio dirigido por los investigadores de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) y del Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas (IMIM), con la colaboración de la clínica IVI de Barcelona han realizado un estudio para determinar cómo la maternidad provoca alteraciones duraderas en la estructura del cerebro, probablemente destinadas a mejorar la capacidad de la madre para proteger y relacionarse con el bebé.

¿En qué consiste el trabajo de investigación?

Diapositiva4Se comparan unos CASOS, que son las mujeres  que pensaban en quedarse embarazadas y sus maridos, y unos CONTROLES comparativos que no estuvieron nunca embarazadas ni lo pensaron. Un total de 150 personas que accedieron a que se les realizaran 3 resonancias magneticas: una previa a la gestación, otra cuando su hijo cumplió los 2 meses de vida, y una tercera dos años después. El seguimiento ha durado 5 años y 4 meses. La investigación se publica en la revista científica Nature Neuroscience.

¿Cuáles son los principales resultados?

Los resultados muestran cómo el córtex se reorganiza en regiones del cerebro involucradas en habilidades sociales.

Diapositiva2Las imágenes obtenidas por resonancia magnética muestran cómo todas las mujeres embarazadas muestran el mismo patrón de reorganización del córtex: se reduce la materia gris en regiones específicas del córtex prefrontal y temporal, así como en la línea media cortical anterior y posterior.

“Mediante el análisis de imágenes de resonancia magnética se ha podido observar cómo en las mujeres que han vivido su primer embarazo se reduce el volumen de la materia gris en regiones implicadas en las relaciones sociales. Parte de estas regiones se activan cuando la mujer observa la imagen de su bebé, de manera que probablemente los cambios corresponden a una especialización del cerebro para encarar los retos que supone la maternidad”, explica  Agustín Ballesteros, director de IVI Barcelona y colaborador en el estudio.

“A mayor eficacia cognitiva, menos sustancia gris. Es lo que llamamos poda adaptativa”, dice el investigador de Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) y coautor de la investigación, Óscar Vilarroya.

“Creemos que la reducción se debe a un proceso similar a la poda sináptica que tiene lugar durante la adolescencia, donde se eliminan las sinapsis débiles para favorecer un procesamiento mental más maduro y eficiente” explica Susanna Carmona una de las líderes de la investigación.

Como dice la coautora Erika Barba, también de la UAB, “los cambios en el cerebro afectan a áreas asociadas con funciones necesarias para gestionar los retos de la maternidad”. En esa línea podría ir otro de los resultados de esta investigación pionera: Dos años después del nacimiento, la mayoría de las madres se sometieron de nuevo al escáner cerebral. 

¿I que sabemos del cerebro del padre?

imatge 3 blogSegún este estudio, las imágenes del cerebro de los padres no mostraban diferencias ni respecto de las de los otros hombres ni con las que les tomaron antes de ser padres.

Aun así, en 2012, se publicó en  Journal of american Academy of Child and Adolescent Psychiatry, un estudio realizado en roedores en el que pretendieron estudiar los cambios en el cerebro del padre y de la madre y si existia relación entre ellos.

Sin embargo, debido a que poca investigación ha abordado la neurobiología de la paternidad humana, no está claro si la paternidad implica una integración similar de las redes límbicas y corticales, hay que seguir estudiando el tema.

Para saber más del tema:

Fuente: https://www.youtube.com/watch?v=48TUHZ1i4D4

Share Button

Publicar un comentario

Puede usar las siguientes etiquetas de HTML:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>